Home Contrato

Contrato

Contratista Explicacion

Contratista Explicacion

Qué es un contratista?
Un contratista es una persona o empresa que se encarga de las operaciones del día a día y la supervisión de una obra de construcción. Además de estas funciones a un contratista también se encargará de las operaciones realizadas en el sitio, el comercio y principalmente se ocupa de los vendedores.
Un contratista también es responsable de mantener contacto con el contratista general y las partes involucradas que participan en el curso del proyecto.
Proceso de evaluación:
Antes de iniciar un proyecto de construcción, el contratista debe visitar y evaluar el sitio de construcción. Al evaluar el pedazo de la propiedad, el contratista formulará un precio, conocida como una estimación. Los contratistas continuación, se evaluará el costo de todos los materiales, equipos, así como el costo de mano de obra. Después de analizar el coste previsto del proyecto, el contratista entregará al propietario del edificio, con un precio aproximado para el proceso de construcción.
Tras la entrega del precio previsto para el proyecto, el contratista deberá elaborar los contratos. Estos contratos tendrán más detalles sobre el presupuesto y las condiciones que giran alrededor de los planos y especificaciones del proyecto. El contratista deberá utilizar un diseño profesional, como un arquitecto, para evaluar mejor las necesidades del proyecto. Dicho esto, en la mayoría de las obras de construcción, el contratista también actuará como el ingeniero del proyecto o el director del proyecto.
Un contratista responsable de?
Un contratista es responsable de proporcionar a las empresas constructoras y los trabajadores individuales con todos los materiales, incluyendo mano de obra, equipos y servicios de los necesarios para la construcción del proyecto. Para llevar a cabo estas tareas, el contratista deberá incorporar subcontratistas especializados para realizar tareas especializadas o partes del proceso de construcción.
Las responsabilidades del contratista varían dependiendo del tamaño y la complejidad del proyecto de construcción. En general, sin embargo, el contratista será responsable de proveer o realizar las tareas siguientes: presentación de los permisos de construcción, asegurar la propiedad, la gestión de los trabajadores en el lugar, la provisión de materiales de carácter temporal y los servicios públicos en el sitio, proporcionando funciones de ingeniería y agrimensura para el sitio, eliminación de los desechos dejados por el proceso de construcción, el seguimiento de los horarios de los trabajadores, un equilibrio entre los costos del proyecto y mantener registros precisos con respecto a las finanzas y el proceso de la construcción en su conjunto.
Ejemplo de trabajo del contratista:
Un propietario de un edificio o un desarrollador de bienes raíces se desarrollará un programa basado en sus necesidades y, posteriormente, elegir un sitio. Un arquitecto entonces armara un equipo de diseñadores de ingenieros y otros expertos para el diseño del edificio y determinar las especificaciones necesarias para la construcción. Durante esta fase, el contratista con frecuencia participa en los esfuerzos por la prestación de servicios de diseño en el que ayudarán en el suministro de estimaciones de precios y la información gira en torno a la programación.
El propietario, contratista y arquitecto entonces trabajará en estrecha colaboración para cumplir con el plazo y el presupuesto del proyecto. El contratista deberá trabajar con los subcontratistas para garantizar que todas las normas de calidad se han cumplido, además del presupuesto y cronograma.

Lo que usted no sabia sobre Gestion de Contratos

Lo que usted no sabia sobre Gestion de Contratos

Qué es la Ley de Contrato?
Como es común con la mayoría de los principios jurídicos, los fundamentos básicos del Derecho contractual varía según las jurisdicciones de los Estados Unidos. En todas las jurisdicciones, sin embargo, un contrato debe requerir una oferta, una posterior aceptación o acuerdo con lo establecido en el contrato, y la consideración.
Estas características son, en esencia, la base de un documento a ser considerado como un contrato legalmente vinculante y válido.
Principios básicos de la Ley de Contrato:
La ley de contrato establece que el primer paso necesario para formar un contrato válido es que la oferta debe ser formalmente hecha por una de las partes a otra. Un ejemplo común de dilucidar en este principio se encuentra en la venta de la propiedad, el comprador, en este ejemplo, debe hacer una oferta para comprar la propiedad subyacente. Esta oferta puede incluir términos simplistas o complejas, pero debe ser concreto y afirma a través de documentación escrita.
Tras la oferta, el contrato, según lo indicado por la ley de contrato, debe ser aceptada por el partido ofrecido. Uso de la venta de la propiedad como un ejemplo, el vendedor en cuestión debe aceptar la oferta, la oferta inicial podrá ser aceptada en una forma escrita o hablada.
Si la parte que ofreció propone una contraoferta, la aceptación no se realiza. Cuando un tribunal determina si existe o no una oferta, el órgano judicial con la ley de contrato buscará una reunión formal o un acuerdo de voluntades para decidir si los requisitos latente en la oferta y la aceptación de los estatutos de la ley de contrato de se habían cumplido.
Por último, los principios básicos de la ley de contrato requerirá la toma en consideración por el contrato para mantener un estatus legal o válido. Consideración significa simplemente que algo de valor fue intercambiada entre las partes que acuerden. En la mayoría de los casos, el examen toma la forma de dinero o un bien que tiene un valor considerable.
En algunos casos, sin embargo, se puede tomar la forma de abstenerse de realizar una función o hacer algo ne el partido, de lo contrario tiene derecho a iniciar. Independientemente de la forma, la consideración debe ser suficiente, pero no tiene que ser adecuada para validar las disposiciones latentes en el contrato.
Las evaluaciones de la Corte de un acuerdo contractual:
Además de los principios básicos de la ley de contrato, un sistema de tribunales, al evaluar la validez de un acuerdo contractual evaluará la capacidad del partido, cuando el acuerdo fue alcanzado. La capacidad de entrar en un contrato puede verse afectada por numerosos factores, por ejemplo, los menores no tienen la capacidad legal para celebrar un contrato. Además, el estado mental de una persona también pueden ser considerados cuando se evalúa si la persona tiene la capacidad o habilidad para entrar en un contrato válido.
En numerosas cortes se verá a la legalidad de un contrato para determinar su validez. Si un contrato, una persona debe hacer algo ilegal, o será considerado nulo en su cara.